Archivo para la categoría "Uncategorized"

Tener un hijo en Bélgica   10 comments

Hoy voy a hablar de un tema que puede ser de utilidad para todos aquellos extranjeros que se encuentren en Bélgica y que quieran tener un hijo o ya lo estén esperando. Desde hace pocos meses yo disfruto de mi hija, que nació en Bélgica, y creo que las pequeñas dificultades y vivencias que hemos tenido puede ser de utilidad para otras personas.

El nacimiento de un hijo siempre supone un gran reto, pero que nazca en el extranjero, en un lugar con costumbres diferentes a las tuyas propias, con un idioma distinto y con un sistema que asemeja poco a lo que conoces, además de sin contar con la ayuda de la familia en muchos casos, puede suponer el reto más grande de en la vida de una persona. En realidad no es para tanto siempre que se organicen bien las cosas desde el principio. La sociedad belga es generalmente muy planificadora, no podían ser menos a la hora de tener niños, así que es necesario tener en cuenta todos los pasos incluso antes de estar esperando el niño: el hospital, el registro, la guardería, el pasaporte… todos son temas que pueden llevar a disgustos si no te informas bien y con un buen tiempo de antelación.

Aquí lo normal es empezar a preparar la llegada incluso antes de empezar a buscarlo. Tener un niño supone un gran cambio para la vida profesional de las personas en general, divide tus fuerzas y sabes que durante un tiempo no vas a poder estar tan centrado en el trabajo como lo has estado hasta la fecha, así que normalmente la gente no tiene un niño a la ligera, lo tienen todo pensado: tener seguridad en el trabajo y un trabajo que te permita cierta flexibilidad, llevar cierto tiempo en el mismo empleo para poder disfrutar de todos los beneficios (un año mínimo de antigüedad en la misma empresa a tiempo completo para poder optar a los 4 meses de baja paternal), reservar las vacaciones para la llegada del bebé… todos son detalles importantes para una sociedad en la que si te sales un poco de las normas te vas a encontrar con dificultades, así que casi mejor aceptarlas y adaptarte a ellas. Esto es cada día más normal también en España, por supuesto, pero no hay que mirar mucho tiempo atrás para darse cuenta de que son preocupaciones de una sociedad en la que ambas personas en la pareja tienen/quieren trabajar. Hace 20 años nada de esto parecía tan importante.

En fin, me centraré en mi caso para no andar en generalidades. A nosotros el momento nos llegó en un buen momento profesional, ambos queríamos y estábamos dispuestos a hacer los “sacrificios” necesarios para poder disfrutar de nuestra niña. A los pocos meses de quedarnos embarazados comenzamos a visitar guarderías, que es uno de los temas más preocupantes. Son generalmente caras (aunque mucho menos que en Holanda) y las hay privadas, semi-públicas y públicas que están subvencionadas en parte por el gobierno. Para las primeras no hay mucho problema de espera, simplemente pagas un dinero para la reserva y te dicen si pueden guardarte el sitio o no, al final en una u otra encuentras sitio aunque es importante que se miren con al menos 6 meses de antelación para asegurarse de poder elegir. Para las públicas hay más problemas, la demanda es mayor ya que son bastante buenas (al menos en lo que yo he visto) y más baratas que las privadas. Para las públicas hay que aplicar lo antes posible, nosotros lo hicimos alrededor de los 4 o 5 meses de embarazo, teniendo en cuenta que no la necesitábamos hasta un año después. Optas a varias de ellas (como cuando eliges carrera en la Universidad, que pones tu primera opción y luego otras por si acaso), y puedes visitarlas, aunque no en una visita muy detallada como en las privadas. La respuesta del ayuntamiento te llega 6 meses antes de la fecha de entrada de tu hijo/hija en la guardería, en nuestro caso sabíamos que teníamos plaza en la guardería que elegimos como primera opción desde un par de meses antes de que naciera Inés, así que genial, pero creo que tuvimos bastante suerte, ya que esto no es lo que pasa normalmente y a veces hay que esperar más meses por problemas de plazas. El sistema para aplicar es sencillo (siempre que entiendas holandés) y se puede hacer por internet en la página del ayuntamiento. En la solicitud debes especificar para qué días necesitas la guarde, si 5 días en semana, si media jornada, si solo 2 o 3 días… todo esto es muy importante a la hora de la elección, ya que puede que no puedas cambiarlo después. Por ello es fundamental pensar en tu trabajo y en las posibilidades que éste te ofrece antes incluso de solicitar la guardería. En la página web está todo bastante claro aunque hay que dedicar tiempo a revisar la información y a mirar cuál es la mejor opción. Depende del barrio hay más guarderías o menos.

Una vez aprobada tu solicitud y sabiendo que tienes plaza, te llaman para concertar una cita en la que podrás visitar la guarde con detalle y también te harán una pequeña entrevista. No creo que en esta entrevista puedan determinar si te dan la plaza o no, es simplemente para saber si realmente la necesitas. Nosotros terminamos encantados con nuestra visita, nos gustaron mucho tanto las personas que conocimos como el sitio en sí, moderno, limpio y preparado especialmente para niños pequeños, así que genial. Tras esta entrevista-visita ya no pisarás la guardería hasta poco antes de que tu hijo/a entre en ella, será el momento de llevar los papeles necesarios, aclarar temas de comidas, de horarios, de visitas, de enfermedades… es cuando te dan las reglas de la guardería y cuando informas a las profesoras de las costumbres o hábitos de tu niña/o, ellas lo respetan en la medida de lo posible. Una vez has tenido esta reunión ya no hay marcha atrás, pronto tu bebé empezará en la guarde y será el primer gran paso de su vida hacia la independencia 🙂

Otro de los temas importantes es la elección de médico, y con ello la del hospital. En Amberes hay varias opciones y si preguntas en un sitio y en otro siempre te dirán que uno u otro es mejor, así que lo más adecuado es visitarlos. Los hospitales ganan dinero con esto, así que les interesa venderte su producto: “tenga a su hijo aquí” parecen decirte. Para ello organizan sesiones informativas de vez en cuando, en la página de los hospitales se pueden consultar y pedir cita. Si te la aprueban puedes ir te darán una vueltecita por todo el hospital, te enseñarán el paritorio, las habitaciones, te presentarán a las matronas, etc. La verdad es que son sesiones muy útiles. Nosotros fuimos a una al hospital donde estaba suscrita la doctora que Lidia eligió y nos quedamos contentos, pero también nos dio mucha seguridad ver el sitio y conocer a las personas que nos ayudarían después.

En Bélgica, a diferencia de Holanda, lo normal es tener a tu bebé en el hospital, y promueven el parto natural siempre. Los hospitales son caros, así que es muy aconsejable tener un seguro de hospitalización. Ten en cuenta que el seguro normal de mutualidad no cubre la mayoría de los gastos y tener a tu hijo, si todo es normal y sale bien, puede costarte varios miles de euros que tienes que soltar de tu bolsillo si no tienes seguro de hospitalización. Estos seguros hay que pagarlos aparte y puedes hacértelo con la misma mutualidad o con otra empresa privada. Eso sí, no esperes al último momento ya que la mutualidad exige que estés un año con ellos antes del parto para cubrirte el 100%. ¡Otro detalle más a tener en cuenta 12 meses antes de tener a tu hijo! Así son las cosas… algunos seguros te pagan con posterioridad, así que tienes que soltar el dinero primero y luego reclamar con las facturas a tu seguro. En el hospital, en el momento del parto, te obligan a pagar una especie de fianza que puede rondar los 300 euros para poder entrar (las cajas están en la puerta, es lo primero que encuentras en todos los hospitales y si no pasas por allí no te atienden a menos que tengas un pulmón saliéndosete entre las costillas). Así que primero pagas, luego subes a planta y en unas semanas o meses te llegarán las facturas a tu casa, que deberás abonar antes de cierto tiempo. Una vez pagado puedes reclamarlo a tu seguro, si es que lo tienes.

Bueno, pues por hoy voy a dejarlo aquí, que esto se está haciendo muy largo, en otro momento continúo con las particularidades de tener un hijo en Bélgica. 

Anuncios

Publicado febrero 14, 2013 por D.Ferrer en Uncategorized

Vivir en Bélgica – Primera parte   1 comment

He notado que la mucha de la gente que acude a mi blog lo hace en busca de información para buscar trabajo o como guía para venir a vivir a Holanda o Bélgica, donde yo ya llevo viviendo 3 años y medio y aún parece que estaré algún tiempo. Lo cierto es que cada vez más amigos y conocidos me preguntan por cómo empezar a trabajar aquí, como buscar vivienda, el papeleo, el idioma, los salarios… son muchas cosas y solo puedo dar como referencia lo que yo he vivido, por ello he decidido escribir este post.

Encontrar la determinación para irse

Probablemente la parte más complicada sea la primera, cuando todavía vives en un lugar y piensas cambiarte de país sin tener apenas información. Es un momento en el que solo se tienen dudas y miedos, en el que todo parece negativo. Encontrar la determinación es lo más complicado y a veces ocurre simplemente por un comentario optimista de un desconocido o por un artículo leído en el periódico. Es normal encontrar freno a la aventura de cambiarse de país, y probablemente nunca encontremos el momento de aventurarte.

En mi experiencia lo más recomendable es lanzarse sin paracaídas, comenzar el mecanismo del cambio de país sin pensar en lo que dejo atrás ni en lo que me encontraré más adelante, solo centrándome en el presente, en resolver pequeños detalles y empezar a salvar obstáculos. Un ejemplo de esto puede ser traducir el currículum a inglés, apuntarme a listas de empleo de otros países, enviar diversas cartas de presentación a empleos en el extranjero, preparar la lista con las cosas que me quiero llevar, leer blogs, informarme sobre los requisitos legales, los salarios medios, el precio de la vivienda, mirar páginas de alquiler de habitaciones y ponerme en contacto con personas que conozco en el extranjero, dejando claro que voy y que si pueden ofrecerme ayuda. Empezar con todo esto pone en funcionamiento la mecánica y hace que dejemos de pensar en nuestros miedos.

La búsqueda de empleo

Esto puede ser determinante, pero no debe ser condicional. Buscar empleo es importante, pero es casi imposible si no resides ya en el país donde lo buscas y si no estás disponible para una entrevista en persona. Hay que dejar de engañarse, que nos ofrezcan el empleo soñado por teléfono sin habernos visto es prácticamente imposible, y a menos que tengas un currículum impresionante y una experiencia demostrable no va a ocurrir. El pensamiento “a ver si me llaman de algún sitio y así me voy” es equivocada, no va a ocurrir.

Se puede probar en agencias de empleo que te buscan el puesto en el extranjero, pero lo cierto es que creo que estas empresas son un trámite innecesario que perfectamente se puede evitar. En mi opinión lo mejor es decidir un lugar que permita movilidad geográfica, evitar las grandes urbes tipo Londres aunque sí buscar en ciudades de tamaño medio donde los extranjeros no sean extraños pero tampoco demasiado comunes. Es prácticamente imposible encontrar un empleo donde se requiera español en Londres si no eres especialista en el puesto, ya que hay otros 20 españoles solicitando para eso mismo, y es fácil que alguno de ellos tenga más experiencia o conocimientos que tú, o que simplemente caiga mejor.

Tendemos muy a menudo a marcharnos a los lugares donde hay cientos de inmigrantes como nosotros, lo cual reduce nuestras posibilidades de éxito en la búsqueda de empleo. A menos que conozcamos a alguien que realmente pueda ayudarnos, mejor marcharse a un lugar de menor fama, donde exista una pequeña comunidad de hispanohablantes que pueda ser de utilidad. Así se descartan ciudades como Londres o Bruselas, donde se escucha más español en la calle que el propio idioma local.

Es recomendable, al ponerse en contacto con empresas del país al que se pretende viajar, mencionar al menos una fecha segura en la que vamos a estar ya viviendo allí; y aún mejor es poner una dirección y teléfono locales, aunque esto es complicado sin haber viajado aún.

Por otro lado leer blogs de referencia en temas de empleo en el país siempre ayuda, nos permite tener una idea de lo que es un sueldo normal (así evitamos sorpresas más adelante), de los impuestos, de la relación sueldo-precio vivienda y cosas así, es fundamental estar bien informado.

También recordad que las mejores páginas de búsqueda de empleos suelen ser las locales, que suelen estar en el idioma del país, así que un buen traductor nos puede ayudar para realizar búsquedas y saber qué puestos hay disponibles.

En cuanto a los trabajos… irse al extranjero abre increíblemente el abanico de posibilidades en cuanto a empleos que podemos realizar. El que solo busque trabajo de lo que ha trabajado anteriormente o de lo que ha estudiado va a tener muchas más dificultades y probablemente no se vaya nunca. Para buscar empleo en el extranjero hay que pensar de otra manera tipo: ¿Qué es lo que no me importaría hacer allí? Si el idioma es un problema, filtrar las búsquedas a los idiomas que hablas y empezar a buscar por cosas que no requieran el idioma local, aunque no hay que tener miedo a lanzarse, en casos de necesidad se aprende mucho más rápido un idioma.

Por otro lado, normalmente se valora más una experiencia pasada que un título, ya que los títulos no suelen ser iguales en diferentes países. Empezar a buscar por experiencias en lugar de por titulación es recomendable. Yo, por ejemplo, apenas busqué empleos como periodista, que es lo que estudié en España, y mi propia experiencia en deportes me sirvió para encontrar un trabajo en Oxford. Aquí, en Bélgica y Holanda, trabajé como profesor de Español simplemente porque lo dominaba, aunque no tenía experiencia como profesor. Más tarde y porque me gustan los ordenadores acabé trabajando dando soporte técnico al teléfono, aunque ni he estudiado informática y tengo un perfil “de letras” si piensas en mi carrera en Periodismo. Mezclándolo todo ahora trabajo como formador de empleados, y sin duda para esto nadie ha mirado mi carrera universitaria, simplemente apliqué a un puesto interno y me eligieron a mí frente a otros con una formación más específica. A veces la clave está en entrar en un lugar donde existe el puesto que nos gusta, aunque no entremos realizando esa función, pero las oportunidades siempre llegan y es necesario ser muy flexible y tener ganas de aprender.

Publicado julio 11, 2012 por D.Ferrer en Uncategorized

La cuenta atrás   1 comment

Han pasado ya varios meses desde la última vez que escribí, meses realmente buenos aquí en Bélgica, en Amberes, donde seguimos viviendo y donde estaremos aún algún tiempo si todo sigue así. Vista de Namur desde la Ciudadela

Lo primero es decir que dentro de unos días voy a ser padre. Por esto y por lo maravillosamente feliz y radiante que veo a Lidia es por lo que estos últimos meses han sido fantásticos. La sensación que me ha acompañado desde que el embarazo comenzó ha sido de expectativa tranquila, sabiendo que algo increíble venía en camino que me va a cambiar la vida y que marcará un antes y un después de todo lo que tiene que ver conmigo. Lidia está estupenda, ha tenido un embarazo tranquilo y hermoso, disfrutando de la presencia de Inés en cada momento, ha tenido y tiene una energía que sin duda viene a partir del inmenente nacimiento de Inés, que llenará nuestras vidas a partir de ahora.Lidia en la ciudadela de Namur

Hemos contado juntos las semanas hasta llegar por fin julio, en el mes que nos encontramos ahora. Este mes, si todo va con normalidad como es de esperar, será el mes en el que nazca nuestra hija. A partir de ahí… pues no lo sé, pero solo puedo decir que lo veo de forma positiva, como un paso que quería dar en mi vida y para el que nos hemos sentido preparados aquí, en Bélgica.

Y aquí será donde nazca, en Amberes más concretamente. Lo hemos querído así ya que esta es nuestra casa en este momento. Podría pensarse que todo iba a ser más fácil en España por el idioma y porque se trata de un sistema ya conocido por nosotros. Pero quien nos conozca un poco sabe que nos gusta aprender, que nos gusta adaptarnos al sitio donde vivimos y es aquí, en Amberes, donde creemos que va a ser el mejor sitio para que nazca nuestra hija. Lo cierto es que tanto el sistema hospitalario belga como las ayudas -información, trabajo y dinero- en Bélgica nos han sorprendido gratamente y nos hemos sentido informados y respaldados en todo momento. No ha habido sorpresas, todo es natural, más o menos como en España pero en otro idioma, un idioma que cada día nos esforzamos más por comprender y hablar. Nuestra visita a Dinant en una escapada de primavera

Tan solo siento no estar en España para este momento tan especial de nuestras vidas por la familia y nuestros amigos cercanos. Es cierto que es bonito vivir un momento tan especial rodeado de tus seres queridos, pero también es cierto que es un momento en el que tanto el bebé como la madre deben estar tranquilos. Aquí tenemos muchos amigos, no cabe duda, y ellos nos arroparán en los primeros días con visitas, regalos y consejos; pero nunca podrá ser lo mismo que en España. En cualquier caso pronto tendremos aquí a la familia para conocer a Inés y que ella también les conozca.

Pero el embarazo no es lo único que está pasando con mi vida en Bélgica. Ha llegado el verano, el “buen” tiempo de aquí, que alterna sol con lluvias prácticamente cada día, aunque eso sí, generalmente con una temperatura más que agradable, ideal para pasear, para disfrutar de las terrazas del centro de la ciudad y de algún que otro ratito junto al río donde a veces vamos a dejarnos engañar por el rumor del agua contra los muelles pensando que estamos en nuestra Málaga querida. Todo esta verde y florido, ha sido una primavera de lluvias y viento, ideal para las plantas, y todo ha florecido un poco tarde este año, con lo que en pleno julio todavía se ven muchas flores en su apogeo. Los días son eternos, con luz hasta las once de la noche cuando está despejado. Todo esto se refleja en el carácter de los belgas, que se vuelven disfrutones y salen a disfrutar de los ratitos de sol como lagartijas, no les culpo. En una terraza durante la visita de Marta y Diego a Amberes

Este año no habrá vacaciones en Málaga durante el verano por el nacimiento de Inés. No nos importa demasiado aunque nos encantaría darnos estos paseos de verano por la Misericordia de Málaga o la Rada de Estepona en lugar de por el centro de Amberes. Para estar en contacto con la naturaleza nos hemos aficionado a un gran parque muy cercano a nuestra casa, el Rivierenhof, un lugar en el que casi parece que no estás en la ciudad, donde hay árboles centenarios y caminos con ardillas y conejos que no han sido modificados, aparentemente, por el hombre. Allí vamos algunas tardes a última hora para pasear y dejarnos llevar por el rumor del viento en las hojas de los árboles o sentarnos en el césped en algún rincón soleado.

Paseos en RivierenhofAsí pasan los días en Amberes, y entre todo esto no dejo de trabajar, de hacer deporte y de pasar tiempo con algún que otro amigo. Incluso hemos tenido tiempo para hacernos alguna escapadilla de un día al sur de Bélgica. Pero con el embarazo hemos dejado aparcados por el momento los viajes, esos con los que soñamos constantemente y que pronto queremos volver a hacer. Incluso se nos pasa por la cabeza dejarlo todo y marcharnos los tres a vivir a Italia, a Florencia, a aprender italiano y disfrutar de la comida y la vida italiana hasta que se nos acabe el tiempo o la paciencia y decidamos irnos a algún otro sitio… ay, si fuera tan fácil, ¿verdad?

Publicado julio 8, 2012 por D.Ferrer en Uncategorized

Vacaciones en Málaga   1 comment

Muchas cosas han pasado en las últimas semanas, la verdad, y entre tantas cosas he tenido poco tiempo para actualizar mi blog, algo que me había propuesto hacer más a menudo últimamente…

Lo primero fue el viaje a España, a Málaga más concretamente, a disfrutar de la familia, del buen tiempo de nuestra ciudad y de todo lo que nos gusta de allí, que son muchas cosas. Málaga es y será siempre nuestra casa, allí nos conocimos Lidia y yo y allí hemos pasado la mayor parte de nuestra vida. Esta vez elegimos, por circunstancias, quedarnos en un entorno muy conocido para nosotros, en Málaga capital, en lugar de desplazarnos hasta las casas de nuestros padres a Estepona y Cártama. Nuestra idea era pasar allí la mayor parte del tiempo, disfrutar de la playa, del sol, de la buena comida (sobre todo pescadito) y de la compañía de nuestras familias y amigos. Los días que pasamos allí fueron estupendos, el tiempo más o menos acompañó y tuvimos oportunidad de disfrutar de la playa varios días, de comer en chiringuitos, de visitar lugares de Málaga que nos traen muy buenos recuerdos…

Pasamos también un día en Estepona, un día estupendo con mi familia allí disfrutando de una barbacoa, acompañados por mis sobrinos, que son ambos increíbles, y del resto de la familia. La pena, no haber pasado más tiempo con mi padre, ya que no pudo venir a Málaga a vernos.

Viajar a Málaga nunca puede ni podrá ser un viaje tranquilo para nosotros. Entre amigos y familia siempre estuvimos acompañados. La verdad es que esto nos encanta, son un tipo de vacaciones que necesitamos de vez en cuando, pero también echamos en falta pasar más tiempo sin hacer absolutamente nada salvo leer o disfrutar del buen tiempo en una terraza sin necesidad de hablar siquiera. Esto tendremos que hacerlo en otro viaje, tal vez ya con nuestra hija.

Hace un par de semanas, antes de irnos de vacaciones a Málaga. También empezamos con la preparación de la habitación de Inés, nuestra hija. Lo cierto es que prepararle la habitación ahora tiene poco sentido si te paras a pensarlo, ya que la habitación va a ser disfrutada por familia y amigos en los próximos meses y la niña dormirá con nosotros en nuestra habitación, pero bueno, supongo que va con la ilusión de tener una hija y de estar pensando constantemente en ella.

Lidia y yo disfrutamos mucho pintándola y creo que ambos la tuvimos presente en todo momento. Ahora toca ponerle un suelo especial y comprar los muebles, pero eso llegará poco a poco aún.

La vuelta a Bélgica tras las vacaciones ha sido menos dura de lo que pensaba. El tiempo aquí sigue horrible, estamos en una primavera triste y gris, con lluvia y viento frecuentemente y sin pasar casi nunca de 14 o 15 grados. Es bastante deprimente, la verdad. Por suerte tenemos otras cosas en la cabeza en este momento que nos transportan y nos llevan a otros lugares: Inés sobre todo. El trabajo también nos tiene entretenidos aunque pasamos un momento muy relajado ambos. El final de la liga de baloncesto también colabora a que me encuentre en un momento incierto, en el que no encuentro mi lugar en Bélgica. Son pequeños factores que afectan a mi estado de ánimo, que no es malo, pero no me siento del todo contento y satisfecho, por ello pensar en Inés y Lidia es tan reconfortante, porque ellas dos son para mí el motivo de estar, aquí o en cualquier parte, pero estar, y eso es inexplicable.

Publicado mayo 4, 2012 por D.Ferrer en Uncategorized

A punto de terminar la temporada de baloncesto   Leave a comment

Finales de marzo, estamos a punto de terminar la temporada de baloncesto. Solo un partido más, insignificante ya, y llegará el descanso veraniego, hasta agosto.

La temporada con Nieuw Bravo Antwerpen termina en 4ª posición después de haber perdido este fin de semana con quien nos disputaba la 3ª plaza. Tuvimos oportunidades de ascenso hasta hace un par de semanas, pero varias derrotas consecutivas nos han puesto en nuestro sitio. Lo cierto es que tenemos un equipo veterano en el que se nota la llegada del fin de temporada. Ya no estamos tan bien como al principio ni física ni mentalmente.

Por mi parte estoy contento por la temporada en general. No he tenido lesiones, he jugado siempre y mucho. He estado bien en gran parte de la liga pero en los últimos partidos he bajado mi nivel por desconfianza en mi juego. Ahora ya pienso en el verano, en prepararme para la temporada que viene y en mejorar. A casi mis 30 años me siento todavía con muchas ganas de jugar y con energías para seguir haciéndolo muchos años. Repetiré en el mismo club, un año más, donde he estado cómodo tanto con el pabellón en sí como con los compañeros. Veremos qué ocurre dentro de dos semanas, el último partido de liga.

Image

Publicado abril 1, 2012 por D.Ferrer en Uncategorized

Estamos de vuelta!!   Leave a comment

Pasó el frío y llegó la primavera a Bélgica, y como llegó el buen tiempo, también he decidido que es momento de volver al blog… que he dejado abandonado durante muchos meses por varias causas… ha sido un invierno largo y complicado en muchos sentidos. La recuperación de la rodilla ha llevado más tiempo de lo que esperaba y apenas he tenido tardes libres en las que sentarme frente al ordenador… después de pasar ya bastante tiempo sentado frente a él en el trabajo… Tampoco he encontrado las ganas para hacerlo durante estos meses.

Ha llegado la primavera a Bélgica y Holanda, la época, en mi opinión, más hermosa de estos países. El momento ideal para visitarlos y disfrutarlos en su mayor colorido, cuando las flores lo iluminan todo y el verde es de un intenso difícil de igualar.

La vida en Amberes continúa y sigue su curso, el trabajo… el baloncesto a punto de terminar por este año y ya pensando en un nuevo proyecto el año próximo, el fin de la recuperación de la rodilla (que aún no ha llegado pero que está a punto de hacerlo) y muchas, muchas ganas de viajar, de conocer mundo como siempre y de contarlo aquí.

Publicado abril 7, 2011 por D.Ferrer en Uncategorized

Los números de 2010   1 comment

Cosas de blogs… lo comparto con todos los que me visitáis. Mil gracias:

Los duendes de estadísticas de WordPress.com han analizado el desempeño de este blog en 2010 y te presentan un resumen de alto nivel de la salud de tu blog:

Healthy blog!

El Blog-Health-o-Meter™ indica: Wow.

Números crujientes

Imagen destacada

Un barco de contenedores puede llevar a unos 4.500 contenedores. Este blog fue visto cerca de 22,000 veces en 2010. Si cada cada visita fuera un contenedor, tu blog llenaria 5 barcos.

 

En 2010, publicaste 55 entradas nueva, haciendo crecer el arquivo para 181 entradas. Subiste 184 imágenes, ocupando un total de 127mb. Eso son alrededor de 4 imágenes por semana.

The busiest day of the year was 10 de mayo with 163 views. The most popular post that day was Lo mejor de Vincent Van Gogh.

¿De dónde vienen?

Los sitios de referencia más populares en 2010 fueran search.conduit.com, descubremalta.com, google.es, es.wordpress.com y facebook.com.

Algunos visitantes buscan tu blog, sobre todo por jardines de flores, van gogh, monasterio de piedra, brujas y brujas belgica.

Lugares de interés en 2010

Estas son las entradas y páginas con más visitas en 2010.

1

Lo mejor de Vincent Van Gogh marzo, 2009

2

Flores en Holanda mayo, 2009
4 comentários

3

¿Es necesario aprender holandés para vivir en Holanda? enero, 2010
9 comentários

4

Monasterio de Piedra, sorprendente y desconocido para muchos septiembre, 2008
1 comentario

5

Visitar Los Paises Bajos febrero, 2010

Publicado enero 3, 2011 por D.Ferrer en Uncategorized