Atractivos de la capital taiwanesa II   Leave a comment

Taipei 101

Taipei es una ciudad llena de maravillosos rincones merecedores de una visita, varios monumentos y edificios de cierta importancia se pueden destacar entre todos, sobre todo el Taipei 101, edificio más alto del mundo. Se trata de un rascacielos de más de 500 metros de altura que se levanta por encima de todos los edificios de Taipei y que se ve desde cualquier punto de la ciudad en un día claro. Sin duda es el principal punto de referencia de esta ciudad, se puede visitar por un precio de 400 dólares taiwaneses, que son unos 8 o 9 euros, y por ese precio puedes subirte en el ascensor que tiene el récord guiness de velocidad (sube 90 plantas en aproximadamente 35 segundos, algo que te hace sentir la presión en los oídos y que te hace flotar cuando baja, aunque el trayecto de vuelta a la tierra lo hace en algunos segundos más, supongo que para que no salgas volando), y también puedes disfrutar de las mejores vistas de la ciudad desdel el mirador acristalado de la planta 90, un espectáculo tanto de día como de noche. Te ofrecen también la posibilidad de escuchar una explicación en tu idioma de la construcción del edificio, los diferentes puntos de interés que se ven desde lo alto del mismo y todo lo relacionado con el Taipe 101. También puedes observar el sistema que hace que este edificio no sufra en los numerosos terremotos que sufre Taiwán, una enorme bola de acero de miles de toneladas está sostenida en medio del edificio y hace de equilibrador de toda la estructura; y por último puedes salir a una terraza exterior en la que sientes estar en contacto con las nubes… impresionante.

Es sin duda el mayor atractivo de Taipei, además de ser un lugar de reunión de todo tipo de personas y uno de los centros comerciales más grandes de la ciudad (en las 6 primeras plantas del rascacielos), aunque se trata de un lugar bastante caro para ir de compras.

Vista desde lo alto del Taipei 101

Por otro lado, Taipei dispone de varios templos entre el que destaca el Long Shan Temple, curioso centro de la religión Tao de Taiwán (la principal en la isla), donde todo el mundo parece tener un lugar al que ir dentro del mismo y que permanece muy bullicioso a todas horas. Es un lugar de respeto y culto donde las gentes de taiwán hacen ofrendas de fruta y piden deseos a la vez que queman varas de incienso, lo que crea un ambiente perfumado y algo ahumado que le da aún más misticismo al asunto.

Templo Long Shan

Varios memoriales, el Chan Kai Sheng y el Sun Yat-Sen, son edificios de grandes dimensiones construidos para recordar a personas importantes en la historia de China y Taiwán, también son lugares de reunión de los taiwaneses, muy bulliciosos durante los fines de semana y donde cada uno hace lo que le apetece, ya sea bailar con sus amigos, volar una cometa, sacar a su perro o simplemente pasear con la familia.

Otros edificios importantes son el Teatro y la Sala de Conciertos, edificios preciosos que por desgracia estaban en plena remodelación cuando yo los visité y no pude disfrutar de su mejor aspecto, aunque parecen muy impresionantes. También está el Museo Nacional, ejemplo de historia asiática, el Gran Hotel, un edificio que llama mucho la atención; la mansión de la familia Lin y otros muchos templos que se pueden visitar libremente a cualquier hora del día.

Anuncios

Publicado marzo 17, 2008 por D.Ferrer en Viaje a Taiwán

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: